JP Scene - шаблон joomla

​​

Sábado 19 de Agosto de 2017
Opciones de Formato

  • Columna Digital
  • La transformación digital desde el punto de vista de la gente

La transformación digital desde el punto de vista de la gente

Últimamente, se han realizado una gran cantidad de estudios para observar qué impacto tienen en los negocios los cambios en la tecnología.


 
Por Marcela Perilla, vicepresidente de distribución para Dell EMC en región andina y sur de Latinoamérica


Por ejemplo el Internet de las cosas (IoT) desde el punto de vista del consumidor, y el traslado de los mayoristas hacia la tercera plataforma.

La mayoría de esos estudios se enfocaron en las tecnologías en sí, desde el hardware y el software hasta los datos, el nuevo activo del negocio, que se generan a partir de la interacción entre el contenido digital y los clientes, y en las formas para transformar el negocio y la infraestructura operacional digital, de modo que no se vea opacada por las empresas nuevas más ágiles que nacieron en la era digital.

En todos los debates sobre la trasformación impulsada por la tecnología, existe otra constante que llama la atención (posiblemente, más interesante que el hardware y el software propiamente dichos). Se trata de los cambios necesarios que debe hacer una empresa en su modelo operacional, los procesos y la estructura organizacional si desea alcanzar el éxito en la cuarta Revolución Industrial.

La incapacidad de las organizaciones para facilitar y acelerar la transformación de su modelo organizacional antes de que surjan las tecnologías avanzadas o en el momento en que aparecen es un problema de antaño. La vergüenza de conocer nuestras deficiencias sigue vigente y a plena vista, y solo aumentó los efectos del orden del nuevo mundo y creó un espacio para que se metan empresas nuevas y provoquen todo tipo de interrupciones en muchos modelos de negocios tradicionales.

Pero las organizaciones no son edificios vacíos sin rostros. Están a cargo de personas. Sí, la tecnología hace el trabajo pesado, pero las personas son las que toman las decisiones. El índice de transformación digital global de Dell revela algunas de las falencias que experimentan las empresas en esta área. Por ejemplo, el hecho de que solo el 41% de los negocios diga que la junta directiva está impulsando la transformación digital y que uno de los obstáculos más importantes es la falta de pericia y habilidades internas son indicadores obvios.

Para intentar comprender esto más en detalle, analicemos tres de los cinco atributos del negocio digital, de la forma en la que los definen los líderes del negocio y se utilizan para medir el éxito en el índice.

Innovación ágil

Un proceso de negocio puede funcionar “bien” en el presente, pero ¿debemos conformarnos con eso? ¿Se fomentará el negocio en un futuro cercano de esa manera? Las nuevas empresas digitales están dándole forma al panorama de los negocios. El 45% de los negocios cree que podría quedar obsoleto en un plazo de 3 a 5 años. Entonces, lo que no está dañado ahora, podría romperse mañana. ¿Cómo nos preparamos para esto?

Mediante el aprovechamiento de la innovación y la agilidad en todas sus formas, incluso el tipo de innovación que ocurre en un segundo plano. Un fenómeno interesante ha empezado a tomar forma en muchas empresas que están teniendo dificultades en los departamentos con la transformación digital. Con la llegada y la disponibilidad de las aplicaciones basadas en la nube y el software como servicio, los usuarios de la comunidad de negocios están dejando atrás las prácticas y los equipos de IT tradicionales para financiar e implementar soluciones nuevas ellos mismos. Por lo general, se interpretan como actividades peligrosas que deben identificarse, integrarse a la infraestructura vigente y controlarse de más cerca. Esto no permite verlas como lo que son: formas innovadoras de resolver problemas de negocios reales o indicadores de que algunos procesos de negocios han superado su fecha de caducidad.

Como líderes de la transformación, ¿qué podemos hacer en esas situaciones? Podemos suspender el juicio y explorar qué está impulsando esa necesidad, ya que detrás de cada una de esas actividades hay una práctica de negocio, una necesidad de mercado o una oportunidad de ingresos que están pidiendo a gritos un cambio.

Al abrir los ojos al orden del nuevo mundo y comprender que el mundo físico de las redes, la disponibilidad de aplicaciones y el acceso remoto ya no son limitaciones para los procesos o los sistemas de rendimiento, por ejemplo podríamos desarrollar una serie de microservicios que permita que la transferencia de datos sea segura y flexible en todo el ecosistema, además de ahorrar dinero y eliminar los obstáculos.

Según el índice de transformación digital, el 70% de los negocios admite no haber llevado a cabo innovaciones de manera correcta y ágil en toda la organización. Sin duda, es necesario cambiar. Liberar las cadenas de los empleados y dar lugar al ingenio creativo podría ser la salvación de una empresa.

Predicción de nuevas oportunidades

A simple vista, esto parece muy simple. Tomar todos los datos generados por los sistemas de una empresa, como ERP, ventas, marketing, fabricación, etc., agregar una pizca de ciencia de datos y listo: nuevas oportunidades. En la práctica y desde el punto de vista de los miembros de distintos equipos, es una historia muy diferente. Veremos que, con la llegada de enormes cantidades de sistemas diferentes, opciones internas y externas, y la rápida transformación de procesos de negocios y personas, ahora solo se pueden lograr focos de “estabilidad de datos”.

Por ejemplo, para alguien en el espacio de creación de informes tradicional esto presenta un reto emocional, ya que la estabilidad, la precisión y la medición de tendencias (los aspectos básicos de la antigua creación de informes) se descartan y se reemplazan por una “economía de mercado libre” con creación de informes y funcionalidades analíticas que pueden intuir información valiosa, pero que también pueden verse afectadas por los detractores que dudan de la precisión o la calidad.

Encontrar simplemente la combinación perfecta entre los extremos de precisión y responsabilidad, o innovación y audacia es la forma en que se pueden diferenciar los líderes fuertes y sus equipos. Lamentablemente, todavía no se sabe cómo predecir el futuro y ser capaz de actuar sobre esas oportunidades.

La investigación detalla lo siguiente: el 64% de los encuestados admite no tomar medidas en cuanto a la inteligencia en tiempo real, y solo el 28% está midiendo el progreso mediante el análisis de la capacidad de su negocio para predecir el comportamiento humano por medio de datos.

Hacer las apuestas correctas en función de información valiosa correcta es casi un arte que todavía está al acecho en la superficie de la nueva era de ciencia de datos.



Demostración de transparencia y confianza

La transparencia y la confianza son una idea sencilla de adoptar cuando se interactúa con clientes. Por ejemplo, comparta los precios (lo que Southwest Airlines llama “transparencia”), enséñeles los productos, las características, la garantía, la política de devolución, los comentarios de otros compradores y deje que disfruten de la experiencia de comprar.

Sin embargo, cuando analizamos en detalle la transformación digital de las organizaciones, la transparencia y la confianza adoptan un significado totalmente diferente. Póngase en el lugar de un miembro del equipo para analizar esto. Si me arriesgo y desarrollo una nueva forma de hacer las cosas que al final no funciona, ¿debería sentirme vulnerable? ¿O quizás un inadaptado?

La capacidad de crear un ambiente seguro, donde se aliente a los miembros del equipo a compartir sus ideas, asumir riesgos y realizar cambios, podría ser la única forma de sobrevivir para las empresas en la nueva economía.

Es un gran salto al vacío, y muchas empresas no tendrán las agallas para hacerlo. No serán capaces de superar la posición predeterminada de “pero no es posible hacerlo de esta manera”, “lo hemos intentado antes” o “¿cuál sería el proceso para controlar esto?” y volverán a caer en las antiguas formas análogas de administrar y ejecutar sus objetivos del negocio.

Esto se refleja en el hecho de que solo el 31% cuenta con la transparencia y la confianza correctas en toda la organización. No obstante, si podemos agrupar a todas aquellas personas que creen y están dispuestas a arriesgarse y aprovechar las oportunidades que posibilitan las nuevas tecnologías, entonces realmente podremos hacer crecer el negocio mediante la transformación digital.

Estos son solo tres de los cinco pilares que se detallan en el índice de transformación digital; son los que están más relacionados con las personas y el lado operacional de la ecuación. Al tomarnos el tiempo para reconocer el impacto de la transformación digital en las organizaciones (y, especialmente, en los individuos que las conforman) y comprender las desventajas de tratar de impulsar cambios tan solo mediante la tecnología, podemos tener una influencia más directa sobre el éxito del negocio.
 

ITenLÍNEA.com
#PasiónPorLaTecnología
 
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Califica este contenido...Rating 0.00 (0 Votos)

Tags: Dell, Dell EMC

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar